Fuerza y coraje

«Es preciso tener fuerza para ser firme,
pero es preciso tener coraje para ser gentil.
Es preciso tener fuerza para defenderse,
pero es preciso tener coraje para bajar la guardia.
Es preciso tener fuerza para ganar una guerra,
pero es preciso tener coraje para rendirse.
Es preciso tener fuerza para estar en lo cierto,
pero es preciso coraje para tener duda.
Es preciso fuerza para mantenerse en forma,
pero es preciso coraje para mantenerse en pie.
Es preciso tener fuerza para sentir el dolor de un amigo,
pero es preciso coraje para sentir los propios dolores.
Es preciso tener fuerza para soportar el abuso,
pero es preciso coraje para hacerlo parar.
Es preciso tener fuerza para quedarse solo,
pero es preciso tener coraje para pedir apoyo.
Es preciso tener fuerza para amar,
pero es preciso tener coraje para ser amado.
Es preciso tener fuerza para sobrevivir,
pero es preciso coraje para vivir.»

«El camino del encuentro» – Fragmento
Jorge Bucay


7 respuesta a “Fuerza y coraje”

  1. Pues no se donde metí ayer un comentario que os hacía, hoy menos emocionado retomo para transmitir un fuerte abrazo y animo.

    He llegado a este blog de forma casual, por medio de un enlace en “canonistas” lo que revela mi afición.

    Conforme iba transcurriendo la lectura de vuestro blog, fui comprobando el gran paralelismo entre nuestros hijos, las diferencias de edad y tipo de leucemia, mi hijo padecía la bifenotípica aguda, y digo padecía por que desde su trasplante sigue mejorando poco a poco, pero los protocolos vienen a ser lo mismo y vuestra narración, entrada tras entrada, me han transportado tres años atrás, vuestro número de habitación, que casualidad la vuestra 211, la nuestra 222, salisteis para navidad, a nosotros también nos visito el gordo, el alta del trasplante fue el 22 de diciembre, y como os he leído, hay momentos de alegría y otros que caes al profundo abismo de la desesperanza.

    Curiosamente leo que Guzmán, con sus tres añitos, tiene un ánimo estupendo y todo se lo toma con alegría y felicidad, como con en el anterior comentario, el perdido, explico que mi hijo, entonces dieciséis años recién cumplidos, nos dejo a todos helados, cuando la doctora intento explicarle de forma suave el muy mal diagnostico que tenía, y el, que siempre había sido un chico callado y vergonzoso, nos explico que no tenia pensado tirar la toalla, y que entre todos lo íbamos a lograr. No puedo seguir, me vuelvo a emocionar y las ideas se me acumulan, y no es cuestión de realizar un gran discurso, simplemente recibir el apoyo de toda mi familia, y sobre todo de mi hijo José María, al que anoche le hablé de Guzmán. Seguiremos vuestro blog.

    Desde Cieza, un abrazo fortísimo.

    Antonio Jesús Alcaraz “anjealva”

  2. vaya mi comentario destrás del de jesus y su familia se queda chiquitito me siento empequeñecida ante vuestras historias y sobre todo ante la sonrisa de guzmánq ue me tiene loca¡¡¡
    Sólo queria deciros que estos canarios siguen aquí mandándo energía, kilos y kilos de energia
    animo familia ¡¡¡¡¡ miles de besos

  3. Me da un poco de pudor intervenir en este blog tan personal. Supe de él a través de Adivina cuánto te quiero, y lo sigo desde entonces.
    Me emociono muchas veces al leerlo, pero, sobre todo, admiro vuestra actitud positiva y vitalista que estoy segura os ayudará a encontrar, no sólo, la luz al final del túnel, sino también la que entra por sus ventanas.
    Hoy, al ver que Guzmán es un gran admirador de los trenes, y de Thomas, como mis dos hijos, me he decidido a escribir, y a agradecer vuestra generosidad por compartir esta tremenda experiencia.
    Tengo una amiga que está en tratamiento de quimio, y, de vez en cuando, le mando citas de las entradas, que creo que pueden ayudarla.
    Todo mi ánimo, y mi energía positiva, además de mis oraciones para esta familia tan estupenda.
    Un abrazo
    Blanca

  4. Antonio Jesús. Gracias, un millón de gracias por compartir con nosotros tu historia. Y porque toda vuestra familia nos acompañe. Tienes a un crack por hijo. Jose Maria, si ante lo que has tenido delante has reaccionado como lo has hecho, no tengo la menor duda de que podrás llegar a hacer lo que te plantees y quieras conseguir en tu vida. El mundo necesita de más Jose Marías y Guzmanes para hacerlo un poquito mejor cada día.
    Muchos besos, abrazos y pensamientos positivos con dirección a Cieza para todos vosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *