Close

Esta entrada fue publicada originalmente en el Blog Una más del batallón y la publicamos en el blog con permiso de la autora. Muchísimas gracias. Fue un placer acompañarte en tu idea de una comunión uno entre cien mil. Uno de los mayores motores es ver cómo hacéis vuestro el Proyecto Corre y nos proponéis iniciativas como esta.

—————-

Ha llegado el mes de julio y me doy cuenta que os enseñé la decoración artesana de la comunión de Príncipemayor, pero no os he enseñado el detalle para los invitados, y esto merece una entrada en exclusiva.

Este evento familiar fue muy especial por muchos motivos, y así lo vivimos en casa desde que empezamos con los preparativos unos dos meses antes. Ciertamente, para mí fue fácil organizarlo todo. Quizá por mi carácter lúdico-festivo, por mi carrera profesional como organizadora de congresos o probablemente por una mezcla de las dos cosas, todo fluyó. No hubo esos agobios o estrés del que hablan algunas mamás llegado el momento.

Cuando hablamos del recordatorio que queríamos entregar a los invitados, también fue así de fácil. Ya sabéis que Príncipemayor ha vivido mi cáncer de manera muy natural, y al igual que mi familia y amigos, a sus nueve años él también es Pelón Peleón, embajador #donamedula y Uno entre cien mil. Así que cuando le comenté la posibilidad de regalar dorsales solidarios del Proyecto “Corre” de la Fundación, le pareció fantástico. Y yo me eché a llorar, claro. No puedo estar más orgullosa de él.

Un mail, un “sí” rotundo de Jose Carnero y todo su equipo, y en un momento teníamos los mejores recordatorios para nuestros invitados que hubiéramos podido imaginar:

Recordatorios-comunión-de-niño-3-1024x768 Uniteta-y-los-Príncipes-foto-comunión-1024x682 Recordatorios-comunión-de-niño-2 recordatorios-comunion-de-niño-1

¿Y sabéis lo mejor? Que ya son varias las personas que tras este sencillo detalle, se han hecho donantes de médula ósea. Eso sí es un gesto solidario. Un ole bien grande por vosotros. Dona médula, dona vida.

Muchísimas gracias a Uno entre cien mil y Ediciones Edima por ayudarme a seguir fabricando recuerdos inolvidables para mis Príncipes. Y muchas gracias a Marina Stendhal por prestarnos su ojo mágico y fotografiar ese día tan especial como sólo ella sabe hacerlo:

 

Y tú, ¿eres Uno entre cien mil?

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Current day month ye@r *

Go top